jueves, mayo 12, 2005

COSPLAYIN' Y OTRAS TONTERÍAS

Hoy Katharine Hepburn habría cumplido 98 años, pero este post no va de eso. Va de muchas cosas en general y de nada en particular. Lo del título es porque este sábado celebramos cinco cumpleaños en uno (pudiendo hacer cinco fiestas, mira que somos paletos) en una superfiesta en mi casa: de disfraces para más señas. Todo ello a partir de la medianoche, porque hasta entonces, Alejo rueda su primer corto en 16 mm., y ha elegido como único escenario natural nuestra casa. Bueno, como escenario natural y lugar de ensayos y reuniones de preproducción para más señas. El tema principal de la película (el sublime tango Por Una Cabeza, de Carlos Gardel) martillea en mis sienes como la peor música del coche del Neng.
La fiesta promete, porque hace tiempo que no nos juntamos todos, porque el único precedente de fiesta masiva en casa todavía nos trae buenos recuerdos…y porque vamos a dar todos una pena que te cagas. No puedo poner aquí de que voy a ir, por que lo mantengo en el más estricto de los secretos, y por que algún que otro lector de este blog va a estar en la celebración: Jack Sparrow, Eduarda Manostijeras, quién sabe qué más. Y es que la gente dice su disfraz alegremente, cuando lo divertido (creo yo y por eso lo pongo en práctica) es sorprender con ello puesto. Sólo diré de mi personaje que es uno de mis mitos de infancia, que tiene su origen en un cómic con dos adaptaciones a la gran pantalla, y que estas pistas no sirven de nada, sino más bien lo contrario.
En otro orden de cosas, el otro día alquilé Inconscientes, de Joaquín Oristrell, y me sorprendió muy gratamente. La historia puede ser una tontería, pero es una de las pelis españolas más innovadoras en lo formal que he visto últimamente. Y encima Leonor Watling está que se sale. Qué pedazo de actriz. Es una comedia ambientada en la Barcelona de 1913, en el ambiente de psicólogos vs. psiquiatras, cuando las revolucionarias teorías de Freud llegan a España y sólo se habla de sexo. También están Luis Tosar, Juanjo Puigcorbé, Alex Brendemuhl y una divertidísima Mercedes Sampietro.
Soy muy fan de Friends, y me reafirmo en ello con episodios como el que emitió ayer Canal+: El de la cena de cumpleaños de Phoebe (de la novena temporada), un prodigio de guión (y de seis actores en estado de gracia, aunque a millón de dólares el capítulo me pongo hasta yo) que nos cuenta como todos y cada uno de los amigos llegan tarde a la susodicha celebración. No todo en la viña del Señor son series buenas: hoy he entregado mi trabajo de psicosociales sobre Ana y Los 7 y Los Serrano, y creo que, aunque me he cebado con la serie de Miss García Obregón, la cosa ha quedado muy científica y muy documentada. Para algo me tuve que ver dos capítulos completos (¡) de las aventuras de la familia Hidalgo. Me he relajado (ayer hubo examen de economía, quién sabe para que necesito yo conocer a fondo el FMI) y este finde me lo voy a pasar muuuy bien. Y voy a ver pelis mil. El jueves que viene, volverán los palos. Antes de entonces, intentaré escribir algo en serio por aquí.
Se me olvidaba…feliz cumpleaños, Kat.

5 Comments:

Anonymous Anónimo said...

No sé si Eduarda Manostijeras u otra cosa, pero lo importante es que esta fiesta dará que hablar en el futuro de fijo, espero que no haya graves episodios de piños rotos, profesores trayendo a los alumnos a casa ( o sí, depende que profes, jejejeje) etc...
Feliz Cumpleaños a todos, espero que haya fotos en este blog de la fiesta porque seguro que merece la pena. Un besito Mr. X.

12:38 a. m.  
Blogger Ann O'Nadada said...

Chico, que de cosas cuentas... ya no se ni qué comentar.

Que me encantaría hacer una fiesta de disfraces aquí.

Que hago mis pinitos como actor y que tu amigo Alejo me coja para algo (sin cobrar como en cualquier corto que se precie)

Que soy hiperfan de friendsy que nos tragamos del orden de 4 capítulos al día en mi ca sa con mis compañeros de piso. Son geniales. Pero, cierto, a millón de dólares el capítulo mas les vale serlo

Que me reconcome la curiosidad por tu disfraz y seguro que cuando lo digas no se ni quién es el personaje...

Y que soy superfan de los findes de maraton peliculil...

No se si me dejo algún punto pero ya vale, que me enrollo como las persianas.

1:28 p. m.  
Blogger Luis said...

A Jack Sparrow solo le faltan algunos flecos por matizar, y nunca mejor dicho, porque creo que su melena estará hecha de flecos, aunque no es seguro...

Un torero, un cantante de Kiss, Alejandro Magno (...) esto promete chavales, os espero en los camerinos de mi piso.

PD: Ahora me ha entrado mono de Friends... si es que...

2:06 p. m.  
Blogger Flat Eric said...

que fuerte hacer un trabajo sobre ana y los 7 tio, lo siento, te compadezco en el alma y te acompaño en el sentimiento
por cierto, me envio mi hermana una revista medio nueva (Diva) en que sale imitando a "sus grandes estrellas del cine", y la tia sinverguenza tiene la cara de decir que siempre ha intentado parecerse a la gran Audrey Hepburn. Que valor, y que poca verguenza, que blasfema.

1:33 p. m.  
Blogger Trippy said...

¿Te tragaste dos capítulos ENTEROS de Ana y los siete? Dios... Notifícamelo cuando empieces a notar las secuelas cerebrales... ¡Pobre Lord!

Por cierto, hazte una fotillo (al menos) con el disfraz misterioso. Luego negociamos un trueque ;)

5:31 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home